Las criptomonedas

Bitcoin y Altcoins

El Bitcoin nació en el año 2009. Se caracteriza, entre otras cosas, por ser descentralizado, es decir, no está respaldado por ningún gobierno ni depende de la confianza en un emisor central, las tansacciones de bitcoins son completamente anónimas  y el monto total que habrá como máximo está limitado a 21 millones de bitcoins.

Estas características han hecho del bitcoin una poderosa herramienta de transacción de bienes y servicios y si en un principio su uso era muy residual y su valor de unos pocos céntimos de €, ahora el valor del Bitcoin ha aumentado exponencialmente y el futuro de esta moneda es muy prometedor.

A la sombra del éxito del bitcoin han aparecido otras criptomonedas como Ethereum, Dash, Litecoin, Burst, Litecoin, Monero y muchas otras, con los mismos principios básicos del Bitcoin pero con algunas diferencias (sobre todo en los protocolos de encriptación), creando una auténtica red global de divisas digitales.

 

 

 

La Minería

Miles de ordenadores de todo el mundo “minan” bitcoins compitiendo unos con otros.

Los bitcoins se obtienen como recompensa a la resolución de un problema matemático en el que cada 10 minutos compiten miles de nodos siendo la red de computación más potente que existe hoy en día por encima incluso que NASA o el todopoderoso Google.

Este reto matemático siempre es igual en su proceso pero las variables son diferentes y sólo puede resolverse probando números al azar sin parar hasta dar con el resultado que se busca en ese momento. El primer minero que lo consiga se lleva la recompensa (unos 12 bitcoins actualmente). Esto genera competencia y búsqueda de eficiencia mejorando los ordenadores para este objetivo, a los que llaman mineros.

En un principio era suficiente conectar un buen ordenador (tipo gaming) a la red y ya generabas una buena cantidad de bitcoins. Pero eso hoy en día es imposible, debido a la competencia y dificultad de la red de minería. Ahora es necesario conectar equipos específicos para la minería de bitcoin (los llamados ASICS) que son muy caros, consumen muchísima electricidad y generan pequeñas fracciones de bitcoin, lo que hace que en la minería del bitcoin casi no se cubran ni los gastos de mantenimiento.

 

 

El Trading

Como antes hemos comentado el bitcoin, por ejemplo, ha pasado de costar 0,07 € en el año 2009 a casi 3.000 € en este 2017. A esto hay que sumarle periodos de grandísimas subidas y bajadas.

El Bitcoin y las otras criptomonedas, tienen un valor altamente fluctuante. Este valor cambia a cada momento por la ley de la oferta y la demanda, así como por motivos externos al mundo de las criptodivisas. En ocasiones algunas criptomonedas pueden duplicar su valor y volver a perder este valor ganado en sólo una semana.

El trading de las criptomonedas no es más que hacer dinero comprando cuando esta divisa está baja de precio y vendiendo cuando su precio está más alto.

Hay muchas altcoins y es importante especializarse en unas cuantas y conocer perfectamente sus fluctuaciones, recorrido, máximos y mínimos para evitar desagradables sorpresas en las que se pueden perder muchos recursos económicos.

Ahora mismo hay importantísimas plataformas en las que se puede tradear con el bitcoin y las otras altcoins permitiendo incluso intercambiar estas altcoins por bitcoins y los bitcoins por €.

 

Anuncios